0
Shares
Pinterest WhatsApp

Marba afrutado
Muy franco, muy bebible, muy fácil, para los que les gusta el azúcar, o para los que les gusta tomar un vino bien elaborado de aperitivo sin complejos…
(seguir leyendo)

Marba rosado
Un rosado de impecable color rosa fresa intenso y con mucho brillo, con una nariz explosiva en aromas que muestra muchas notas de golosinas rojas…
(seguir leyendo)

Marba tinto
barrica

Tiene la mayoría de las virtudes que se le puede pedir a vinos como estos, incluso el discreto y fino uso de buenas barricas…
(seguir leyendo)
A Domingo Martín se le ocurrió un buen día plantar parras y, en cuanto la viña empezó a producir, elaborar un vino para la casa que al poco tiempo (año 2000) ya era para comercializar. “Así de sencillo. Me puse a estudiar, fui a cursos.

Hice primero un tinto, después un blanco y ahora estoy haciendo siete vinos diferentes. Y en ese aspecto las cosas han ido bien, porque desde el primer momento los vinos tenían algo distinto y gustaban”, dice.

Tanto han gustado y gustan sus vinos que los premios se han ido sucediendo desde 2002, y en 2014 suma diez premios en el mismo año. “Una locura, algunos de ellos premios internacionales, nunca pensé que llegaría a esto. No puedo estar más contento y orgulloso de lo que hacemos”.

Día de embotellado en Bodegas Marba.
En los 63.000 metros cuadrados de viña que cultiva, tanto en fincas propias como arrendadas, tiene más de 20 variedades de uva plantadas (sólo compra el 20% de la uva que utiliza a viticultores en El Socorro, a los que asesora técnicamente), entre las que no faltan la malvasía, moscatel, marmajuelo, vijariego, listán blanco o listán negro. ¿Y qué tiene su vino para que sea diferente? Domingo cree que se debe, en primer lugar, a la materia prima. “Cuando planté las fincas lo hice a mi criterio: tantas parras de una variedad, tantas de otra, y tengo un popurrí de muchas variedades en una proporciones que sólo tengo yo, porque a nadie se le ocurre lo mismo que a uno. Porque lo que yo digo es que se ha avanzado mucho en la ciencia y la tecnología, pero el vino se sigue haciendo de uva”, ironiza.

Domingo Martín, bodeguero:
«Tenemos un suelo de tipo volcánico, con tierra negra y muy porosa por la que las raíces avanzan más fácilmente, con buen drenaje del agua cuando llueve mucho, con ventilación»

Y a ello hay que añadir, por supuesto, el clima, la altura o el suelo. “La tierra donde se cultiva la uva influye mucho. Nosotros tenemos un suelo de tipo volcánico, con tierra negra y muy porosa por la que las raíces avanzan más fácilmente, con buen drenaje del agua cuando llueve mucho, con ventilación. Además, el cultivo es todo en espaldera, más cómodo para dar los tratamientos, la uva está bien aireada y se vendimia mejor”.

Defiende el valor de las uvas listán tan abundantes en Canarias, especialmente en Tenerife, y explica la “mala fama” que a veces tiene “porque en el siglo XX quedó como viticultura de subsistencia, se plantaba en las orillas de las huertas para sacarle algunos garrafones de vino al año. Eran huertas donde se abonaba y se regaba y lo que interesaba era que diera muchos litros, para tener más cantidad con menos plantas. Ahora tenemos otro concepto de lo que es el vino de calidad. Y yo he hecho muy buenos vinos listán negro de una viña que produce 4.000 kilos por hectárea; pero si sacas 15.000 kilos, eso no es sino agua”.

Bodegas Marba
Carretera TF-154 El Portezuelo-Las Toscas 253, 38280 Tegueste (Tenerife), Islas Canarias (España)

Teléfono: (34) 639 065 015
Correo electrónico: marba@bodegasmarba.es
Página web: bodegasmarba.com/


● Capacidad: 42.000 litros.
● Producción media: 50.000 botellas/año.
● Exporta a Alemania.

♠ Visitas concertadas previa cita.
♣ Dispone de tienda (10:00 a 13:00 de lunes a sábado).

Previous post

El Lomo tinto barrica

Next post

Marba blanco afrutado