0
Compartido
Pinterest Google+
vinosimprescindibles-los-perdomos-malvasia-moscatel

Los Perdomos
afrutado

Original donde los haya. Un vino del que no conocemos otra fórmula igual en su combinación varietal en el archipiélago…
(seguir leyendo)
vinosimprescindibles-los-perdomos-moscatel-dulce

Los Perdomos
Moscatel Dulce

Uno de los mejores moscateles de Lanzarote, fruto de un gran trabajo de viticultura con buenas moscateles de Masdache…
(seguir leyendo)
La historia de esta bodega tiene su punto de partida el año 1995, cuando Francisco Perdomo y una enóloga del Complejo Agroindustrial de Teguise deciden asociarse para el proyecto y fundan Bodegas Reymar. Él ya había trabajado algunos veranos en Bodegas El Grifo, mientras cursaba Perito Agrícola en la ciudad de La Laguna, y después, acabados los estudios, estuvo contratado un tiempo como técnico de campo por el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Lanzarote.

Aunque es más conocida la comarca vitícola de La Geria, gran parte de la uva malvasía de Lanzarote procede de Tinajo.
Los comienzos de la bodega fueron duros. En una casita frente a la ermita de Los Dolores, en Mancha Blanca, apenas dispusieron de algunos depósitos de acero con capacidad para 40.000 litros (la mitad de ellos eran prestados), un pequeño equipo de frío y una prensa manual. Desde 1997 es Francisco, en solitario aunque ayudado por sus hermanos, el que sigue al frente de la bodega y cambia la marca del vino a Los Perdomos. “Hemos tardado doce años en poder vivir de esto”, confiesa.
La uva despalillada va camino de la prensa por un transportador de rosca sin fin.

Francisco Perdomo:
“Hicimos un moscatel seco por equivocación, enviamos el vino al concurso regional de La Alhóndiga ¡y ganó una medalla oro!”

Por cierto, el primer año de la bodega ocurrió una anécdota que ha marcado, desde entonces, parte de la exitosa línea de elaboraciones de Reymar. Francisco se ríe cuando lo recuerda: “Hicimos un [vino] moscatel seco por equivocación, porque un proveedor que debía traer uva malvasía nos trajo uva moscatel. Aquel 95 fue un año de poca uva y no íbamos a tirarla, así que hicimos un blanco seco con una uva moscatel que incluso estaba algo verde, porque todavía no era época de cortar y no llegaba a los 11,5 grados [de maduración]. Enviamos el vino al concurso regional de La Alhóndiga ¡y ganó una medalla oro!”.

Desde entonces siguen haciendo ese vino moscatel y es una de las señas de identidad de Bodegas Reymar, aunque los años que consiguen bastante uva de la variedad diego elaboran el moscatel seco mezclando ambas uvas a partes iguales. De todas maneras, el 75% de la producción sigue siendo de malvasía seco.

Francisco Perdomo, en plena vendimia.

Bodegas Reymar SL
Plaza Virgen de los Dolores 19 (Mancha Blanca), 35560 Tinajo (Lanzarote)

● Capacidad: 75.000 litros.
● Producción media: 80.000 botellas/año.
Teléfono: (34) 928 840 737
Móvil: (34) 649 993 096
Correo electrónico: reymarlosperdomos@gmail.com
Página web: www.bodegasreymar.com
Anterior

La Grieta malvasía seco

Siguiente artículo

Los Perdomos semiseco malvasía-moscatel